Dolia de Triana (Sevilla), seguramente es la primera ánfora sevillana medieval cristiana, su actividad está documentada con cierta seguridad desde el s. XIV. Varía su forma en el cuerpo y puede ser de tendencia mas ovoide, mas regular, o bien presentar un estrechamiento en la mitad inferior, no presenta decoración ninguna y la impresión sobre el barro que se aprecia de un cordón de esparto horizontal en la arista del hombro es la huella de la unión de las dos partes en la que se hacía. La Dolia es característica por su boca moldurada para facilitar su tapado y sellado constituyendo el fragmento mas significativo para su detección, como ocurre con las tinajas y las tinas esta pieza es muy difícil de encontrar en los rellenos de las bóvedas.

Medidas: 65.00 ctms. de altas, 39,00 ctms. de anchas, 16,00 ctms. de boca, la base empieza de cero.

Nº 2.910